1915-2015

Hace 100 años el Obelisco no existía, todavía no teníamos la avenida más ancha del mundo y Firestone ya estaba ahí.

Firestone llega a Argentina

En 1915 Argentina era un país pujante y ya contaba con su primer fábrica nacional de automóviles. El 29 de abril se abre la primer sucursal Firestone: la Tire & Rubber Company vendía neumáticos, cámaras y otros accesorios para vehículos. Ante el creciente desarrollo de la industria, en 1931 se levanta la flameante planta Firestone en Llavallol, con una capacidad productiva de hasta 600 neumáticos por día.

Innovación imparable

Año tras año los logros de Firestone se suceden, convirtiéndola en un motor fundamental del crecimiento del país. En 1951 se inicia la fabricación en serie de neumáticos sin cámara, en 1953 comienzan los primeros neumáticos agrícolas fabricados en Argentina, y en 1981 aparece el primer neumático radial con cinturón de acero a nivel nacional.

Un cambio trascendental

“Servir a la sociedad con calidad superior”. Las palabras del fundador Shojiro Ishibashi se hacen realidad en 1988 cuando Bridgestone adquiere el paquete accionario de Firestone y se funda Bridgestone Firestone Inc. En 1997, la planta Llavallol es certificada para producir neumáticos con marca Bridgestone, transformando así las operaciones combinadas de ambas empresas en la compañía de neumáticos y caucho más grande del mundo.

Firestone en el nuevo siglo

La compañía comienza el Siglo XIX con la inauguración de la Escuela de Negocios Bridgestone, destinada a unificar y potenciar todas las actividades de capacitación de la empresa y contribuir al desarrollo de la comunidad. En 2007 Bridgestone Americas, Inc. adquiere a Bandag Incorporated, líder mundial en procesos de renovado, y en 2009 se abren los primeros centros de servicio para camiones VTS.

Tecnología de avanzada

En 2012 se produce el neumático número 100.000.000 y, para festejar este hito en la historia de la compañía, Bridgestone anuncia el inicio del plan de modernización tecnología de la planta. En 2013 continúan los eventos revolucionarios al alcanzar el record histórico de ventas de unidades para el mercado de reposición. Pero el crecimiento no se detiene: en 2015 se inaugura el Centro de Entrenamiento Bridgestone, donde los participantes pueden tener contacto directo con los puntos de venta a fin de capacitarse en el cuidado y mantenimiento de los vehículos.